Resulta mejor trabajar con personas que ponen fuerza y entusiasmo en el trabajo

¿Cuál es tu nivel de energía en el trabajo?

nivel-energia-trabajo

©BigStock

Actualizado 03 | 07 | 2019 07:00

Fuerza laboral

Para que nos vaya bien en el trabajo, algo que todo el mundo desea, hay muchos los factores a tener en cuenta. Entre ellos, hay mucho de subjetivo, pero determinante para el éxito de nuestras carreras y de la vida en general. Nos estamos refiriendo al nivel de energía con el que trabajamos.

Indudablemente, resulta mejor trabajar con personas que ponen fuerza y entusiasmo en el trabajo. Personas que se entregan en su día a día laboral y que tienen la habilidad de inspirar y darle energía a los demás.

Pero tener o mostrar siempre mucha energía no es una tarea fácil, sobre todo cuando no se está contento/a en el trabajo, o cuando tenemos otros intereses más enriquecedores, o quizá cuando las otras tareas, domésticas y familiares sobre todo, no nos dejan mucha energía.

Chequeo

Así que debemos preguntarnos: ¿soy una persona que entrega toda su energía al equipo u organización? ¿Mi energía positiva contribuye al logro de objetivos? ¿Me reconocen como alguien con mucha energía, pasión o entusiasmo? ¿Se siente mi energía?

Por eso resulta clave llevar energía al trabajo. Es necesaria sobre todo cuando uno es líder y los demás la necesitan de nosotros.

Nos toca dar lo mejor de nosotros y sacar esa energía y que esa energía se sienta, se perciba e impacte positivamente en los demás.

Cómo hacerlo

Dar lo mejor de uno y trabajar con ganas y energía son señales claras de ese compromiso que inspira y motiva a los otros. Por eso es aconsejable proponerse trabajar en ello.

Algo que puede funcionar para ayudarnos a sacar y compartir nuestra fuerza es hacernos muchas preguntas al respecto y tratar de entendernos mejor:

  • ¿Qué tengo que hacer diferente para dar más de mí?
  • ¿Qué tengo que hacer mejor para “ponerme las pilas”?
  • ¿Qué debo dejar de hacer? ¿Qué me está restando energía y fuerza?
  • ¿Qué debo empezar a hacer para mostrar mi compromiso con el trabajo, el equipo, la organización, las metas o los retos?
  • ¿Es el estrés el que me está afectando?
  • ¿Es mi capacidad de organización o la falta de ella?
  • ¿Qué me motiva y qué me quita las ganas de trabajar bien?
  • Y muchas más…

Te interesa:

 

 


Cargando noticia...