Establecer una conexión emocional con los entrevistadores es más importante que nunca

5 consejos para mostrar inteligencia emocional durante una entrevista de trabajo virtual

©BigStock

Actualizado 30 | 04 | 2021 11:23

Entrevista trabajo virtual

Esto es algo importante que debes recordar cuando estés buscando trabajo: que te ofrezcan una entrevista significa que probablemente ya tengas las cualificaciones necesarias para el trabajo. La entrevista tiene como objetivo determinar si encajarás en la organización. Y ahí es donde las habilidades blandas pueden ayudarte a destacar.

Si bien las habilidades técnicas son importantes cuando se trata de encontrar un trabajo, ahora se acepta ampliamente que las habilidades blandas, como la inteligencia emocional, son igualmente (si no más) importantes. Una encuesta reciente de 2.600 gerentes de contratación y profesionales de recursos humanos encontró que el 71% valoraba la inteligencia emocional sobre el coeficiente intelectual. Y cuando se trata de promoción de empleados, la misma preferencia de EQ (inteligencia emocional) por encima de IQ (coeficiente intelectual) también es válida.

Pero, ¿cómo comunicas esas habilidades en una breve entrevista, especialmente ahora que la mayoría son entrevistas virtuales? Establecer una conexión emocional con los entrevistadores es más importante que nunca. Si bien esto es más difícil en la pantalla que en persona, existen herramientas que podemos usar para tener la mejor oportunidad de éxito. Aquí hay cinco formas de mostrar inteligencia emocional en una vídeo de trabajo virtual:

  • Siéntete cómodo apareciendo en pantalla: Si bien muchos de nosotros estamos en llamadas de Zoom todo el tiempo, no todos están familiarizados (o cómodos) con verse a sí mismos en la pantalla. Organiza algunas reuniones de práctica con amigos de confianza para ver cómo te ves en pantalla. Es importante que puedas relajarte y ser auténtico en la entrevista. Juega con la configuración y los ángulos de la cámara para encontrar la posición que muestre tus mejores características. Asegúrate de estar lo suficientemente cerca de la pantalla para que la parte superior de tu cuerpo sea claramente visible y ocupe la mayor parte de la pantalla. Ten cuidado con los destellos si usas gafas y pide a otras personas de tu confianza que te den su opinión. Lucir lo mejor posible aumentará tu confianza y te ayudará a relajarte.
  • Practica compartir algunas emociones virtualmente: Las entrevistas virtuales dificultan la conexión con los entrevistadores a nivel emocional. El desafío en una entrevista virtual es compartir tu yo auténtico en lugar de parecer rígido y forzado. Pasa tiempo con un amigo cercano y obtén comentarios sobre cómo te percibe. Lo ideal es que quieras parecer cálido, abierto y acogedor. Sonríe, si eso es natural para ti, pero no te excedas. No debes parecer forzado. Habla con tu amigo sobre situaciones que te provocan diversas emociones y pídele comentarios sobre lo auténtico que pareces.
  • Descubre lo que puedas sobre tu entrevistador y recuerda su nombre: Es importante informarte sobre la persona con la que hablarás y tomar nota de su nombre, ya sea que tu entrevista sea en persona o virtual. Cuanto más sepas acerca de tu entrevistador, más oportunidades tendrás de conectarte. Intenta buscarlo en LinkedIn o Twitter. Y cuando respondas o hagas una pregunta en la entrevista, usa el nombre de la persona. Hazlo con moderación, de lo contrario puedes parecer artificial y poco auténtico.
  • Planifica tu vestimenta: Si no estás seguro de cómo vestirte, mejor peca de estar demasiado vestido en lugar de por debajo. Si bien una camiseta y una sudadera pueden hacerte sentir cómodo, no te mostrarán de manera positiva. Por ejemplo, el color azul es un color cálido y tranquilo que algunos asocian con la inteligencia emocional. Considerar cómo te presentas te ayudará a causar una buena impresión y permitirá que el entrevistador se concentre en el contenido de tu entrevista.
  • Usa tu experiencia a tu favor: La única ventaja que tienes en una entrevista virtual es que tienes control sobre tus antecedentes. Con un poco de tiempo y creatividad, puedes usar esto de manera efectiva para enviar el mensaje sobre ti que deseas. Cualquier cosa que demuestre la participación de la familia, la comunidad, el voluntariado y/o una vida saludable ayudará. Si el trabajo requiere mucha actividad física, muestra alguna evidencia de un estilo de vida activo. Para un trabajo que requiera mucha actividad cerebral, una estantería llena de libros de fondo no estaría de más.

Me interesa


Cargando noticia...