Se deben establecer objetivos claros, ambiciosos y alcanzables para ser competitivos

Plan de mantenimiento preventivo de flotas de vehículos

BigStock

©BigStock

Actualizado 22 | 02 | 2016 18:17

El objetivo principal en el establecimiento de un plan preventivo de tu flota de vehículo (PPFV), reside en mantener el parque de vehículos en funcionamiento óptimo el mayor tiempo posible con un gasto de recursos económicos para tu empresa optimizado.

Esto se traduce en una productividad y eficacia constante, evitando en la medida de lo posibles avería mecánicas que puedan producir accidentes que desencadenen en absentismo laboral.

EL plan PPFV debe implantarse a empresas con flotas de vehículos que participen directa o indirectamente en la producción y generación de valor añadido de la misma (Transporte de mercancía pesada, transporte de mercancía ligera, escuelas de conductores, transporte colectivo de personas, transporte individual de personas….)

El PPFV se inicia en el momento de la compra del vehículo. La elección del tipo de vehículo y su amortización dependerá en gran medida de los costes generados de su mantenimiento, así como el tipo de compra que debemos realizar; este estudio debe ser meticuloso y sistemático en todas las compras y debe ir dirigido a la elección del tipo de combustible y tipo de compra (directa, renting, leasing….). Para la elección del tipo de vehículo a comprar se debe generar una base de datos con los imputs introducidos por cada fabricante de vehículos (coste, consumo, (tipo de mantenimiento recomendado por el fabricante y coste de cada uno de ellos, kilometraje nominal, capacidad de carga en casos de vehículos industriales, equipamiento opcional, momento óptimo para su compra, estudio de averías de cada marca y modelo acudiendo a un histórico de averías generadas, tipo de motor y de transmisión, trámites administrativos necesarios para la puesta de marcha de cada uno de los vehículos nuevos que puedan generar costes inesperados (legalización de reformas de importancia como dobles mandos para escuela de conductores, instalación de grúas auto-carga, trampillas de acceso, instalación de aparatos taxímetros….) todas estas variables nos permitirán obtener ratios nominales que permitirán tomar la decisión de compra más acertada para optimizar la productividad de nuestra empresa.

El plan de mantenimiento preventivo se inicia con el análisis de las variables de compra de vehículos que permiten obtener índices razonables y apropiados para la actividad a desarrollar.

Ningún plan de mantenimiento preventivo tiene validez sin la generación de los imputs necesarios. La toma de datos se debe realizar con rigor, sistemáticamente y con periodos de frecuencia acordes a los vehículos a estudio. El PPFV debe obtener a diario datos de los propios conductores de los vehículos a estudio , mediante un checklist que permita obtener información adelantada de las posibles avería mecánicas o eléctricas que pudieran producirse. Una simple base de datos con kilómetros realizados, conductor, anomalías detectadas en el comportamiento del vehículo, testigos de incidencia en cuadro de instrumentos, permiten obtener conclusiones vitales para la efectividad del PPFV, como km u horas de trabajo necesarias para el mantenimiento programado, lo que se traduce en una mejor planificación del trabajo a desarrollar por el vehículo en periodos próximos, y poder detectar y solucionar averías simples, ademas el estudio de los datos nos permitirán obtener índices de intercomparación entre conductores (consumos, averías, estado general del vehículo…).

El PPFV debe establecer un presupuesto en un determinado periodo de tiempo para el ítem (vehículo) en cuestión, es decir, debe estimar el coste programado anual, para ello se deben conocer la frecuencias de los mantenimientos de acuerdo a lo especificado por el fabricante, costes de dichos mantenimientos, fechas de revisión, costes de oportunidad generados durante los mantenimientos o reparación de los vehículos. Este plan de mantenimiento permitirá realizar una compra optimizada de los materiales necesarios para su reparación o revisión. (Aceites y lubricantes, líquidos refrigerantes, filtros, juegos de pastillas de freno……) toda esta información permitirá tomar decisiones de mantenimiento acertadas en forma y plazo y formar las bases para la toma de decisiones futuras basadas en el conocimiento generado.

El empleado debe tomar parte del plan de mantenimiento preventivo, un empleado tomado en cuenta es propenso a ser productivo en la actividad. La toma de datos, la relación directa con el taller reparador debe formar parte de su trabajo diario, todo esto hará que se preocupe más de cuidar el vehículo .

El plan de mantenimiento debe establecer la tareas necesarias que deben tener en cuenta los conductores durante su jornada laboral con sus frecuencias y dichos datos se deben tener en cuenta, como la revisión del las presiones de neumáticos, inspecciones visuales, revisión de niveles…. Además PPMV debe proporcionarles a estos buenas conductas que permitan obtener la máxima relación de productividad del vehículo. (Buenas prácticas de conducción..).7

El plan de mantenimiento debe tener en cuenta donde, con que frecuencia y con que propósito se utilizan (rutas realizadas, estimación de km mensuales, tipo de carga, tiempos de funcionamiento a ralenV y bajo carga, condiciones meteorológicas, tipo de terrenos por los que transitará) todo esto permite que se estructure un plan de mantenimiento adecuado.

El plan de mantenimiento debe tener en cuenta inspecciones legalmente establecidas por terceros y los costes en los se incurren. Inspección Técnicas de Vehículos, Revisión de aparatos de frío, Inspección de Isotermos, Verificaciones de aparatos taxímetros, inspecciones de organismos públicos, revisiones de tacógrafos en vehículos con masa máxima admisibles superiores a 3500 kg, todas estas inspecciones o revisiones deben ser conocidas por el taller reparador y ser planificadas en el tiempo.

Por último para la correcta implantación se hace necesaria la participación de todos los agentes involucrados. Se deben establecer objetivos claros, ambiciosos y alcanzables para ser competitivos. El desarrollo del plan de mantenimiento preventivo por parte del taller de reparación y mantenimiento externo o del departamento interno, con la generación de imputs, checklist, análisis de las variables, generación de índices de decisión, participación en presupuestos y comunicación directa y transparente con los jefes de tráfico y/o conductores es primordial en el éxito de los planes de mantenimiento.

El especialista responde: Si necesita más información sobre este tema, contacte con David Prieto, Ingeniero Industrial, en Talleres Prieto c/ Benita López 12 Madrid 28021 info@talleresprieto.com +34 917 966 650