Incidirá en la confían del consumidor y retrasará medidas para rejuvenecer el parque automovilístico

Los concesionarios advierten del peligro que supone para el sector la falta de un Gobierno estable

©FACONAUTO

Actualizado 08 | 03 | 2016 15:46

La Federación de Asociaciones de Concesionarios de la Automoción (Faconauto) ha llamado hoy la atención sobre los problemas con los que se puede encontrar el país, y la distribución y reparación de vehículos en particular, si el país no cuenta con un Gobierno estable. Esta advertencia ha sido realizada en el transcurso del XXV Congreso Nacional de la Distribución de la Automoción, que se celebra hoy y mañana en Sevilla.

La patronal de los concesionarios considera que 2016 debería ser el año de la estabilidad del sector, impulsado por el aumento sostenido de las matriculaciones y la lenta mejora de la rentabilidad de los concesionarios. Sin embargo, para Faconauto, la inestabilidad política puede influir sobre la confianza de los consumidores y de los agentes económicos, lo que siempre incide negativamente en la decisión de compra de un bien duradero como es un vehículo.

“Nos preocupa la situación política y económica de España. La automoción no puede perder lo conseguido en los últimos años, y nuestro país necesita estabilidad para que la sociedad prospere y recupere los niveles de renta per capita que le corresponden. Los concesionarios estamos implicados y comprometidos para conseguirlo”, ha dicho el presidente de Faconauto, Jaume Roura.

Asimismo, la patronal ha indicado que el hecho de no tener un Gobierno estable supondrá que se pierda tiempo para abordar el acuciante problema del envejecimiento del parque automovilístico nacional, cuya edad media llegará a los 12 años a final de año. Además, en 2017, el 62% de los coches en circulación tendrán ya más de 10 años de edad.  Para paliar esta situación, los concesionarios han pedido agilidad para que el futuro Gobierno ponga en marcha, de la mano de la Dirección General de Tráfico (DGT), un plan estructural e intensivo de renovación del parque, en línea con los PIVE y MOVEA que ha estado operativos en los últimos años.

Por otro lado, la situación de incertidumbre política, según Faconauto, también está retrasando la puesta en marcha de un Código de Buenas Prácticas Comerciales, que mejore las relaciones contractuales y comerciales con las marcas fabricantes, algo que los concesionarios consideran esencial para la buena marcha del sector.   

Datos para la esperanza

En el transcurso de su Congreso anual, Faconauto ha presentado las cifras del cierre del pasado ejercicio, entre las que ha destacado el dato de empleo. Los concesionarios de automoción de nuestro país emplearon de manera directa a 146.586 personas en 2015, generando 9.561 nuevos puestos de trabajo.

Por otro lado, el incremento en las matriculaciones del año pasado ha impulsado la facturación del sector, que alcanzó los 28.545 millones de euros, un 11,4% más que la obtenida un año antes. De esta manera, su rentabilidad media se elevó hasta el 1,3% sobre la facturación, una cifra que Faconauto considera insuficiente para conseguir la viabilidad de los concesionarios, que estaría en el umbral del 3%.

Respecto a 2016, la patronal considera que el crecimiento en las ventas de coches continuará, pero que será más moderado, y que éste estará inevitablemente ligado a la duración del proceso para la formación del futuro Gobierno. De momento, su previsión se mantiene, pese a la inestabilidad, y el mercado cerraría en 1,1 millones de matriculaciones de turismos y todoterrenos. Para los próximos dos años, Faconauto augura casi un estancamiento en 2017, mientras que en 2018 se rebasaría los 1,2 millones de unidades.

Respeto para el automóvil

Finalmente, Faconauto ha pedido respecto para el automóvil, ante las críticas que está recibiendo en algunos foros de opinión. La patronal ha recordado que el coche va íntimamente ligado al progreso, la libertad y la movilidad de los ciudadanos.

En este sentido, el presidente de la patronal, Jaume Roura, ha indicado que “el automóvil sigue siendo imprescindible por los servicios que presta a nuestra sociedad, aunque es cierto que debemos seguir mejorando nuestros productos para que sean más eficientes desde el punto de vista medioambiental y de seguridad vial”.

Faconauto es la patronal que integra las asociaciones de concesionarios oficiales de las marcas automovilísticas, de vehículos industriales y de maquinaria agrícola presentes en el mercado español. En la actualidad representa los intereses de 2.232 concesionarios de turismos y 273 de vehículos industriales y maquinaria agrícola de los que dependen aproximadamente las 1.765 empresas del segundo nivel de distribución (agencias y servicios oficiales), lo que totaliza más de 4.100 pymes de automoción. Estas empresas generan 146.583 empleos directos y una facturación de 28.545 millones de euros anuales.

 

Etiquetas