Es necesario que como empresario conozcas cómo crear un valor añadido a tu empresa

FACTORING vs. CONFIRMING: ¿Cuál es la diferencia?

CepymeNews

©CepymeNews

Actualizado 14 | 07 | 2016 19:38

¿Cual es la diferencia entre factoring y confirming?

Sabemos que la gestión de la tesorería de tu empresa puede ser un trabajo fundamental y que a veces puede que no estés del todo seguro cómo llevar a cabo.

Sobre todo si eres una pyme, la mayoría de las veces es complicado poder externalizar este proceso a un profesional financiero. Por lo tanto tendrás que aprender a gestionar tú mismo este tipo de procesos. No siempre es fácil, por eso con este post te vamos a ayudar a conocer la forma de dar un valor añadido a tu empresa, a través de diferentes productos financieros que deberías tener en cuenta si quieres que tu compañía crezca de verdad.

Hablamos de dos sistemas financieros que ofrecen algunas entidades a sus clientes y que quizá no sabías qué diferencias existían entre ambos, además existen muchos tipos de factoring y confirming, pero nosotros te vamos a ayudar a tenerlo todo claro.

¿Por qué interesarte en agilizar tus operaciones?

Por el crecimiento.

Seguro que no es nada nuevo para ti encontrarte con problemas a la hora de querer obtener financiación para tu empresa, sobre todo en el tiempo que tardas en conseguirlo.

Sabemos que tus clientes pueden llegar a pagar bastante tarde lo que retrasa también el resto de pagos que tú tengas pendientes.

Esta liquidez para seguir llevando a cabo las operaciones de tu día a día es vital si quieres que tu empresa siga creciendo. Por eso tendrás que buscar la manera más apropiada de encontrarla.

Liquidez = Fuente de financiación.

Pero ¿a través de qué sistemas podrás agilizar tus operaciones?

Actualmente el sistema financiero se ha modernizado mucho tecnológicamente hablando y puede que muchas de las formas de conseguir efectivo hayan evolucionado. Pero hay cosas que nunca cambian: el Factoring y el Confirming.

Puede que en algunas ocasiones se confundan pero, con este post, esto ya no será un problema.

Dos sistemas, dos finalidades

En primer lugar, aunque su finalidad parezca la misma, ¡no lo es!.

¿Cómo funciona cada uno?

Vamos a ver cómo funciona cada sistema por separado para entenderlos mejor. Después los compararemos para poder ver las ventajas e inconvenientes de cada uno.

Factoring

Podemos considerar el Factoring como:

Instrumento de financiación a corto plazo, destinado a todo tipo de empresas que, paralelamente al servicio de carácter financiero, desarrolla otros de gestión, administración y garantía por la insolvencia de los deudores de los créditos cedidos. Definición de la Asociación Española de Factoring.

El Factoring es un sistema muy tradicional, ya en el siglo XVII se utilizaba para algunas transacciones en Norteamérica. Aún así, su desarrollo ha permitido que hoy lo podamos considerar como la herramienta “moderna” muy utilizada por las pymes para llevar al día el pago de sus facturas.

Podemos encontrar diferentes tipos de factoring:

  • Con recurso.
  • Sin recurso.

Todo dependerá de la persona que asuma el riesgo de las operaciones. Veamos en qué se diferencian:

  • Con recurso: la empresa que solicita el factoring asumirá el riesgo de impago de los deudores y no la empresa de factoring.
  • Sin recurso: será la empresa de factoring quien asuma el riesgo de impago de los deudores, quedando la pyme sin riesgo alguno para sus operaciones. Suele ser el más utilizado.

Existen 3 agentes fundamentales que actúan en este sistema:

La empresa cedente (normalmente pyme) contrata el sistema de Factoring a una empresa factor para cederle sus derechos de cobro. Esta se encargará de gestionar los cobros que la empresa cedente tiene con sus clientes, haciéndolos llegar de manera anticipada.

A cambio de la gestión de este servicio, la empresa factor recibirá el cobro de una comisión de factoraje.

¿Cuáles son las verdaderas ventajas que presenta este método?

Ventajas:

  • Conseguir la liquidez que necesitas en el tiempo que necesitas.
  • Conseguir una manera estable de recibir tus cobros.
  • Reducir de manera considerable el riesgo de tus cobros.
  • Tener el apoyo de una empresa financiera.
  • Poder centrarte en otras operaciones de tu empresa.

Pero no todo es color de rosa, también debemos tener en cuenta qué desventajas puede presentar este sistema y si nos va a compensar en un futuro.

Desventajas:

  • Es un pago adicional al que debemos hacer frente. Pudiendo llegar a ser un servicio bastante caro.
  • Aceptar una serie de requisitos que la empresa factor nos va a imponer.
  • Puede empeorar la relación con tus clientes si es una tercera entidad la que los gestiona con ellos.
  • Obligación de anticipar todas las facturas que se vayan generando. Desaparece el poder de decisión sobre unas u otras.
  • Pago de numerosas comisiones que van apareciendo a lo largo del proceso.

Confirming

Pasemos a analizar la segunda herramienta. Podemos considerar el Confirming como:

Es una alternativa a otros sistemas de pago, que permite simplificar los trámites administrativos y financieros y ofrecer financiación a los proveedoresAsociación Española de Factoring.

Al contrario que el factoring, el Confirming es una herramienta bastante más moderna introducida en España por el Banco Santander, quien además conserva su patente y marca – confirming®.

La principal diferencia que existe es que en este sistema, las empresas confían a una entidad bancaria la relación con sus proveedores.

Como sucede con el Factoring, el Confirming también presenta dos modalidades: con recurso y sin recurso:

  • Sin recurso: El proveedor no correrá ningún riesgo. Sabe que va a cobrar, el riesgo lo va a asumir la entidad contratante del Confirming.
  • Sin recurso: Normalmente se da cuando no existe confianza entre la empresa y la entidad financiera. Ahora el riesgo en caso de impago recaerá totalmente en el proveedor.

Como hemos visto anteriormente, existen 3 agentes que actúan en el proceso:

Nos podemos referir al Confirming también como Factoring de proveedores, porque básicamente desarrollan el mismo proceso pero cambia la persona con la que se tiene relación, esta vez en lugar de ser con el propio cliente, será con el proveedor de la empresa que solicita el Confirming.

Antes de que nos decidamos a contratar el Confirming, debemos proponerle la idea a nuestros proveedores para que puedan ponerse de acuerdo con la entidad financiera que lo vaya a llevar a cabo.

Después de esta explicación seguramente pienses que sólo el proveedor va a obtener un beneficio del sistema, pero no es para nada así. También la empresa que lo solicita va a sacar ventajas de su uso.

Ventajas y desventajas para los PROVEEDORES:

Ventajas Desventajas
Eliminan el riesgo de impago al cobrar sus facturas al contado. Pasa a trabajar con otra entidad diferente y que ellos no han podido elegir para gestionar sus facturas.
No consumirá su capacidad de crédito bancario al obtener una línea que le permita adelantar el cobro de sus facturas. Si el proveedor necesita anticipar algún pago, deberá pagar una comisión por ello.

Ventajas y desventajas para la EMPRESA CONTRATANTE DE CONFIRMING:

Ventajas Desventajas
Podrá adelantar el pago de las facturas a sus proveedores sin que afecte a su tesorería. Esto va a mejorar la capacidad de la gestión de sus facturas. Va a tener que establecer un compromiso total con la entidad financiera, lo que va a reducir el margen de acción de sus movimientos financieros y otras operaciones.
Los costes se ven reducidos al no haber gastos de gestión. Ahora no tendrá una deuda comercial, sino una deuda bancaria lo que afectará a su balance y a la CIRBE.
Se obtiene una mejor imagen de la empresa ante los proveedores, y con ello una mayor confianza. La relación con los proveedores puede deteriorarse.

 

Seguro que ahora tenemos un poco más claro en qué se diferencian y para qué sirven cada uno de estos servicios para poder utilizarlos. Ahora tendremos que analizar nuestra situación financiera y reflexionar sobre cuál de los dos le puede venir mejor al futuro de mi empresa.

Si aún así ninguno de estos te convence, debes tener muy en cuenta que existen otras fuentes de financiación que actúan de manera alternativa a las tradicionales y que normalmente funcionan mucho mejor por ser más eficientes, flexibles y transparentes, como es el anticipo de facturas o descuento de pagarés.

La financiación alternativa se caracteriza por ser una nueva forma más sencilla e innovadora que resuelve de manera más eficaz los problemas de tesorería de las empresas, actuando de una manera mucho más rápida y sin comisiones gracias al uso de la tecnología que hace que el proceso sea mucho más fácil y menos costoso.