Faconauto

Faconauto se reúne con el secretario de Estado de Hacienda, José Enrique Fernández de Moya

faconauto-se-reune-secretario-estado-hacienda-jose-enrique-fernandez-moya

©FACONAUTO

Actualizado 21 | 09 | 2017 13:13

El presidente de la Federación de Asociaciones de Concesionarios de la Automoción (Faconauto), Gerardo Pérez, se reunió ayer con el secretario de Estado de Hacienda, José Enrique Fernández de Moya, con el que han compartido las propuestas de la patronal para apuntalar el desarrollo de un sector estratégico para el país, tanto en su rama de distribución como en la de fabricación.

El presidente de la patronal de los concesionarios ha propuesto al secretario de Estado la revisión de las cargas impositivas aplicadas al automóvil tanto en la compra como en el uso, reiterando la importancia de seguir en la senda de alcanzar un mercado robusto en un país fabricante como el nuestro.

En este sentido, Faconauto ha transmitido su preocupación por que el nuevo test para la medición del consumo de combustible y de emisiones de CO2 de los vehículos, que entró en vigor el pasado 1 de septiembre, pueda obligar al pago del Impuesto de Matriculación a modelos que antes no lo estaban. Esto afectaría sobre todo a coches de menor cilindrada, adquiridos habitualmente con clientes de menor poder adquisitivo.

Renovación del parque

Asimismo, Gerardo Pérez ha recordado la necesidad de seguir impulsando la renovación del parque automovilístico a través de planes de achatarramiento que incentiven la adquisición de vehículos más eficientes y seguros o articulando otras medidas, como es el cambio de tributación de los vehículos más antiguos.

La citada renovación del parque debería, según Faconauto, ir acompañada por un apoyo fiscal a la compra de vehículos impulsados por combustibles alternativos. En el caso de los coches eléctricos, la patronal ha planteado al secretario de Estado la posibilidad de que queden exentos del IVA, ya que los harían más atractivos ante los conductores, ayudando a su generalización.

Para la patronal, otro modo de rebajar la antigüedad del parque nacional sería fomentar el renting a particulares mediante incentivos fiscales. El renting a particulares garantizaría que cada vez más conductores pudieran cambiar de vehículo en un plazo de cuatro años, así como que éstos estuvieran bien mantenidos y asegurados.

Finalmente, Faconauto ha llamado la atención sobre los impuestos y las tasas que están poniendo en marcha algunas comunidades autónomas, lo que aumenta innecesariamente la presión sobre el automóvil y crea desigualdades territoriales.