Las pequeñas empresas son las que menos se retrasan, mientras que las micro empresas son las que más dilatan sus pagos

El retraso medio de los pagos de las empresas se sitúa en 16,08 días

Actualizado 26 | 02 | 2016 10:54

El retraso medio de los pagos de las empresas españolas sobre los plazos pactados se situó en los 16,08 días en el cuarto trimestre de 2015, siendo la cifra más baja registrada hasta el momento, según el estudio sobre comportamiento de pagos de las empresas españolas realizado por Informa D&B.

Sin embargo, los plazos de pago en los que las empresas hicieron efectivas sus facturas se incrementó en 1,99 días desde hace un año, para quedar en 96,06 días. El plazo medio pactado para pagar en el cuarto trimestre de 2015 fue de 80,01 días, 2,10 días más que en 2014.

Por su parte, la administración mejoró su periodo medio de pago respecto a hace un año en 2,43 días hasta los 93,66 días. Este plazo, según Informa D&B, “empeoró” en las empresas privadas donde alcanzó los 96,15 días.

El retraso medio fue inferior en el sector privado con 15,99 días, mientras que en el caso de la administración llegó hasta los 23,76 días de retraso. Los plazos pactados en la administración y en el sector privado alcanzaron los 69,90 días y los 80,15 días, respectivamente.

Además, el 45% de los pagos de las empresas españolas entre octubre y diciembre de 2015 se hizo respetando las condiciones pactadas con los proveedores, porcentaje que se situó en el 90% cuando se incluyeron facturas pagadas hasta con 30 días de demora.

Por sectores, la administración fue el sector con mayor retraso medio de pago, seguido de la hostelería. Por debajo de la media nacional, se situaron agricultura y energía.

El retraso medio se incrementó en Aragón, Ceuta y La Rioja, mientras que Melilla, Navarra y el País Vasco fueron las que “mejor” se comportaron a la hora de hacer sus pagos.

Teniendo en cuenta el tamaño de las empresas, las micro empresas y las pequeñas empresas son las que mejor cumplen con los plazos pactado frente a las medianas y grandes empresa. Sin embargo, la mayor parte de las medianas y grandes empresas paga con un retraso de hasta 30 días.

Concretamente, las pequeñas empresas son las que tienen una media de retraso más baja, mientras que las micro empresas son las que más dilatan sus pagos.