Aferrarse a ideas o modas populares no siempre es lo mejor

Cuatro estilos populares de liderazgo a descartar

cuatro-estilos-liderazgo-a-descartar

©BigStock

Actualizado 17 | 08 | 2018 07:00

Liderazgo

Ser un líder auténtico y enfocarte en tus puntos fuertes puede sonar bien, pero aferrarse a ideas o modas populares no siempre es lo mejor que se puede hacer en estos casos.

Las modas de liderazgo a menudo comienzan con alguien respaldado por Harvard, Stanford o el MIT, por ejemplo, y una idea atractiva, como sentirse más poderoso o más auténtico.

Muchas de las prácticas que pretenden hacernos mejores líderes simplemente nos hacen perder el tiempo. Según Marc Effron, autor del libro 8 Steps to High Performance: Focus on What You Can Change (Ignore the Rest) [8 pasos para un alto rendimiento: concéntrate en lo que puedes cambiar (Ignora el resto)]

“Todo lo que suena demasiado fácil es y afectará a tu productividad, al no ofrecer nada a cambio de tus esfuerzos. La mayoría de las modas no son útiles. De hecho, son dañinas porque desperdician tu tiempo y el de los demás. Si te encuentras en una posición de liderazgo en la que recomiendas una moda pasajera, también puede dañar tu reputación”.

No permitas que tu trabajo se descarrile con la última tendencia. Antes de experimentar con tu carrera profesional y cambiar tu estilo de trabajo, ten cuidado con estas cuatro modas de liderazgo:

Ser un líder “auténtico”

La idea de que debes ser un líder auténtico suena lógica; ¿Quién querría ser un líder no auténtico? El concepto se hizo popular con el libro Authentic Leadership, y alentó a los líderes a ser más abiertos, autoconscientes y genuinos.

‘Sé un auténtico líder’, significa que puedes ser quien creas que deberías ser.

“La ciencia concluyente ha descubierto que debemos adaptarnos como líderes efectivos a lo que otras personas necesitan. Lo que hago no debe basarse en cuán especial soy, podría ser el otro yo al que se necesita en ese momento. Comprende si lo que la gente necesita de ti en una situación es diferente a ese yo especial, y haz tu mejor esfuerzo para comprender y adaptarte a la situación”, dice Effron.

Enfocado en tus puntos fuertes

‘Tendrás más éxito si te centras en lo que eres bueno’. Desafortunadamente, no hay pruebas científicas independientes que indiquen que concentrarse en las fortalezas hace que te desarrolles más rápido o tengas más éxito.

“Hay investigaciones que demuestran que los comportamientos que necesitamos para tener éxito a medida que avanzamos en una organización cambian, por lo que las fortalezas de hoy pueden ser irrelevantes mañana. Más importante aún, si solo te enfocas en tus fortalezas, tu carrera se estabilizará. Concentrarte en tus fortalezas te ayudará a ser mejor en las mismas cosas en las que eres bueno hoy, pero no te ayudará a ser bueno en nada más”, escribe Effron.

Desarrollando “verdadera perseverancia”

Otro libro popular alienta a los líderes a desarrollar una verdadera perseverancia y pasión por los objetivos a largo plazo.

Si bien la perseverancia es un rasgo maravilloso, “podemos volvernos un poco más valientes, pero si no estás conectado de manera natural para hacerlo, se necesita un gran esfuerzo. El desafío con la moda es que anuncia el rasgo como si fuera nuevo, especial y recién descubierto. Se ha demostrado que es vino viejo en una botella nueva”.

Procurando una pose de poder

La charla TED de la psicóloga social Amy Cuddy sobre el lenguaje corporal tiene más de 48 millones de visitas. Ella sugiere que si te mantienes en una postura más agresiva, obtendrás un aumento de testosterona y te sentirás más poderoso/a y tolerante al riesgo.

“Es tentador, ¿no?. Puedes ser más efectivo y menos temeroso frente a los demás, y todo lo que tienes que hacer es permanecer de esta manera. Es una solución fácil y no es sorprendente que las personas que no son psicólogos lo intenten. Eso suena genial, pero es 100% falso, de acuerdo con uno de los coautores del artículo, que lo dejó claro sobre el experimento, y para otros científicos que intentaron y no pudieron replicar la investigación original. Solo ponte como quieras, no importa”, dice Effron.

Cómo evaluar la próxima tendencia de liderazgo

Las buenas técnicas de liderazgo implican establecer grandes objetivos, establecer redes y sobresalir a través de las experiencias, concluye Marc.

“Sabemos que esto funciona, pero podría no ser fácil. Puedes probar las modas y quizás obtener un efecto placebo que te beneficie. Sin embargo, es probable que pierdas tu tiempo”.

Te interesa:


Cargando noticia...