Buscar oficina

¿Buscas la oficina perfecta?

buscas-la-oficina-perfecta

©BigStock

Actualizado 14 | 09 | 2017 08:00

Como emprendedor, es posible que llegue el momento de dar el paso y montar una oficina o local comercial. Se trata de una decisión muy importante para tu negocio, ya sea porque necesites más espacio, estés expandiendo tus locales, o que, simplemente, sea tu primera vez.

En cualquier caso, encontrar el local perfecto es una aventura emocionante y elegirlo correctamente es un aspecto que puede determinar si el negocio prospera o si tiene que echar el cierre.

Para tomar esta decisión hay múltiples factores que deben tenerse en consideración. Y es que en función del público objetivo que se trate, influye qué zona se elija; también si hay competenciacercana, si la accesibilidad al local es buena y si el tránsito es continuo. Evidentemente, también es fundamental analizar si el precio se ajusta al retorno que se espera obtener e investigar si el inmueble está libre de cargas, para lo que puedes solicitar una Nota Simple del Registro de la Propiedad.

De este modo, para tomar la decisión adecuada, habrá tres cuestiones principales que se deben resolver:

Haz un estudio de mercado

Es muy útil para tener una mayor probabilidad de éxito. Se trata de analizar los puntos a favor y en contra de un local comercial u oficina, teniendo siempre en cuenta el retorno de la inversión. De este estudio se desprenden varios aspectos como:

  • Amenazas de competencia

Si tu idea es abrir un negocio y en esa misma calle hay tres competidores, es de sentido común que salten algunas alarmas. Dependerá de la delicada balanza entre oferta y demanda. Por eso, que haya competidores cerca no es siempre un aspecto determinante para echarse atrás, siempre y cuando haya suficiente demanda de tus productos o servicios.

  • Tránsito

Más concretamente: tránsito objetivo. Muy relacionado con el punto anterior, es posible que tres negocios se queden cortos si se trata de joyerías en la Calle Serrano, así como devorarse unas a otras si el local está en una calle muy transitada en un barrio más humilde, y ya ni que decir si se encuentra en una calle poco transitada.

  • Accesibilidad

A no ser que sirvas las mejores costillas de Madrid, es difícil que se llene tu restaurante si el local es difícil de encontrar. Tienes que tener claro que la mayoría de los clientes serán los que pasen por delante y se den de bruces con él. Nadie husmea en un callejón “a ver qué hay”.

  • ¿Tienes una marca posicionada?

Puede darse el caso de que tengas una marca con una comunidad de consumidores fieles y que estén dispuestos a desplazarse allá donde vayas porque están enamorados de la marca. En este caso gozas de algo más de libertad con respecto a los demás, pero no te confíes: tus compradores no serán fieles para siempre y la comodidad de la cercanía es un aspecto a tener muy en consideración.

  • Precio

Con un riguroso estudio se puede estimar el retorno de la inversión y un límite de precio asumible. En el mundo de los negocios no hay nada seguro, pero determinadas acciones nos previenen de múltiples riesgos, como estudiar la zona del local o como solicitar una nota simple.

Solicitar la Nota Simple del Registro de la Propiedad

Se trata de un documento que recoge toda la información sobre el local, incluyendo la identificación, extensión, limitaciones y, lo más importante: permite conocer los titulares y última transmisión de esta propiedad, así como las cargas –si las hubiese- que pesan sobre la misma.

Solicitar esta documentación es muy sencillo y puede evitar muchos problemas en el futuro. Y es que confiar en que todo está en regla está muy bien, pero mejor asegúrate de que no te están dando gato por liebre. Este documento es una garantía de que la propiedad que vas a comprar no trae consigo cargas como hipotecas o embargos, aspectos que podrían arruinar un proyecto tan emocionante como emprender en un nuevo local comercial u oficina.

Para poder solicitar este documento hay que conocer primero el Registro de la Propiedad en el que se haya inscrito el inmueble, información que puede conseguirse fácilmente en un Servicio de Índices de la Propiedad.

¿Tiene licencia?

Independientemente del tipo de actividad que se vaya a desempeñar, tan importante como solicitar la Nota Simple del Registro de la Propiedad es averiguar si un establecimiento cuenta con las licencias de apertura y/o de actividad municipal adecuadas. Incluso si el mismo local realizara la misma actividad: no te fíes, infórmate igualmente.

La licencia de actividad es obligatoria ya que demuestra que el local cumple con la normativa vigente para llevar a cabo una determinada actividad. Se distinguen en no clasificadas (las que son inocuas, no repercuten, como una tienda de electrónica) y en clasificadas (nocivas, tienen un impacto, como un restaurante). Iniciar este proceso dependerá de cada municipio, pues cada uno indica qué documentación e informes son necesarios presentar, aunque el principal documento siempre es el proyecto de actividad y de obra. Además, determinadas actividades están exentas cuando son profesionales, artesanales y artísticas y no hay venta al público.

Por su parte, la licencia de apertura es un paso más y están exentos los establecimientos de menos de 300 metros cuadrados por Real Decreto, aunque sí es posible que tengas que presentar determinados informes -de nuevo, en función de tu actividad-, como de insonorización (locales nocturnos); higiene y manipulación de alimentos (restauración) o de cumplimiento de la normativa de incendios (turismo, espectáculos…), entre otros.

Te puede interesar: 5 claves para fomentar el pensamiento creativo en la oficina