También darán luz verde a la prórroga de dos años para que rebaje el déficit por debajo del 3%

Los Gobiernos europeos respaldarán cancelar la multa a España por incumplir el déficit la próxima semana

multa-espana-deficit-

©CepymeNews

Actualizado 02 | 08 | 2016 09:40

Multa España por el déficit

Los Gobiernos europeos respaldarán a principios de la semana que viene previsiblemente cancelar la multa a España y Portugal por incumplir su objetivo de déficit en 2015, tal y como propuso la Comisión Europea el pasado 27 de julio y también darán luz verde a la nueva senda fiscal marcada por Bruselas para que ambos países sitúen su déficit por debajo del 3% del PIB.

“Se espera que el Consejo adopte las decisiones tal y como ha propuesto la Comisión”, ha explicado a Europa Press una fuente oficial de la UE.

Los ministros de Economía de la UE tienen un plazo de diez días para rechazar o enmendar por mayoría cualificada la propuesta de la Comisión Europea de cancelar la multa del 0,2% del Producto Interior Bruto o, en su defecto, respaldarla.

En el caso de España, la multa ascendía a más de 2.000 millones de euros y, 200 millones, en el caso de Portugal.

“Debido al hecho de que los 10 días expiran el sábado, la fecha legal límite es el lunes a media noche”, ha precisado la fuente, que ha explicado que la “confirmación” de la decisión quizá sólo se conozca el martes.

El comisario de Asuntos Económicos y Monetarios, Pierre Moscovici, se mostró convencido el pasado miércoles de que el Ecofin respaldará la propuesta de cancelar la multa porque “había consenso político para no sancionar a España y Portugal” a la luz de discusiones con “numerosos ministros de Finanzas”.

También se espera que los Gobiernos europeos respaldan la nueva senda fiscal propuesta para ambos países la próxima semana, algo que es clave de cara a la elaboración del presupuesto de 2017.

“La decisión sobre el ajuste fiscal es la segunda decisión que esperamos para el lunes o martes”, ha precisado la fuente europea.

El Ejecutivo comunitario aprobó el pasado miércoles dar dos años más a España, hasta 2018, para situar el déficit por debajo del 3% del PIB, tal y como marca el Pacto de Estabilidad y Crecimiento. En concreto, fijó que lo situara en el 4,6% en 2016 desde el 5,16% con el que cerró en 2015, al 3,1% en 2017 y al 2,2% en 2018.

A cambio, reclamó que España hiciera un ajuste estructural del 0,5% en 2017 y un 0,5% en 2018, es decir, un ajuste estructural de unos 10.000 millones de euros.

En el caso de Portugal, la Comisión le dio un año más para rebajar el déficit al 2,5% en 2016 cambio de un ajuste estructural de un 0,25%.

El vicepresidente del Euro y el Diálogo Social, Valdis Dombrovskis, aseguró el pasado miércoles que ambos países tendrían “un incentivo adicional” para cumplir la nueva senda fiscal fijada para evitar perder fondos estructurales y de inversión, algo que el Ejecutivo propondría “más adelante” de forma “rigurosa” tras consultarlo con el Parlamento Europeo.

CONGELACIÓN DE FONDOS EUROPEOS

El Ejecutivo comunitario ha insistido este lunes en que propondrá una decisión para suspender fondos estructurales y de inversiones previstos para España y Portugal por incumplir el déficit atendiéndose a las normas.

“Nos mantendremos en el marco de las normas cuando volvamos a la decisión más adelante este año”, ha explicado en rueda de prensa la portavoz de Asuntos Económicos y Financieros de la Comisión Europea, Annika Breidthardt, que ha recordado que antes de tomar la decisión sobre la cantidad de los fondos a congelar el Ejecutivo comunitario mantendrá “un diálogo estructurado con el Parlamento Europeo” sobre este punto “en septiembre”.

“Después vamos a tomar la decisión sobre los fondos estructurales (a congelar)”, ha precisado.

La normativa estipula que se podrán congelar hasta el 50% de los compromisos de pagos para el 2017, que en el caso de España suman unos 1.000 millones de euros, aunque la medida debe ser “proporcional” y la Comisión deberá tener en cuenta su impacto socioeconómico.

Si ambos países cumplen con los objetivos de la nueva senda podrían no perder nada de dinero, según han admitido fuentes comunitarias.