El problema de la morosidad

Actualizado 04 | 09 | 2016 16:36

Morosidad empresarial

La morosidad es uno de los principales problemas de las empresas españolas, tanto la de las Administraciones Públicas como la de las propias empresas, que afecta de manera especialmente grave a las empresas de menor dimensión, que cuentan con menos recursos y capacidad de negociación que las grandes empresas. Desde CEPYME venimos desarrollando durante los últimos tres años, una completa estrategia de lucha contra la morosidad empresarial, midiendo su evolución y consecuencias sobre la capacidad financiera de las pymes, su actividad y la creación de empleo.

Aunque en el último año se ha registrado una ligera reducción en la morosidad empresarial, lo cierto es que el nivel sigue siendo muy elevado y, además, en los últimos meses se aprecia una ralentización en el ritmo de reducción de dicha morosidad, lo que resulta altamente preocupante.

La reducción de la morosidad pasa por el cumplimiento de la Ley, que establece unos plazos de pago de 60 días entre las empresas y de 30 en el caso de las Administraciones Públicas y el establecimiento de un régimen sancionador para los incumplidores. Y, sobre todo, por un cambio en la cultura empresarial, que elimine la morosidad de la gestión empresarial y la presente ante la sociedad como lo que es, una nefasta y dañina práctica comercial.