El consumo que representa el IRE supone en torno al 47% de la demanda eléctrica total

El consumo eléctrico de las pymes cae un 1,8% en julio

consumo-electrico-pymes

©BigStock

Actualizado 24 | 08 | 2016 10:45

Consumo eléctrico pymes España

El consumo eléctrico de las pymes ha descendido un 1,8% en julio con respecto al mismo mes del año anterior, según los datos del Índice Red Eléctrica (IRE).

Desglosado por sectores, el consumo industrial cayó un 1,3% y el de los servicios un 4,1%. En el cálculo de estos datos se han tenido en cuenta los efectos de la composición del calendario y la evolución de las temperaturas.

Según el IRE, en los últimos doce meses, el consumo eléctrico de estas empresas, corregidos los efectos de la laboralidad y las temperaturas, aumentó un 0,4% respecto al mismo periodo del año anterior. Por sectores, el consumo de la industria creció un 0,3% y el de los servicios descendió un 0,7%.

Con respecto a julio del año pasado, de las cinco actividades con mayor consumo eléctrico, la demanda de la metalurgia cayó un 3,5% y la industria química un 2,7%, mientras que la fabricación de otros productos minerales no metálicos aumentó un 7,2%, la industria de la alimentación creció un 0,3% y la del papel bajó un 1,1%.

Por su parte, las actividades que más aportaron al crecimiento del consumo de las grandes empresas en julio fueron la captación, depuración y distribución de agua, con un aumento del 25,1%, la fabricación de otros productos minerales no metálicos (+7,2%), la fabricación de material y equipo eléctrico (+11,9%), la fabricación de productos de caucho y plásticos (+2,2%) y la extracción de minerales metálicos (+30,1%).

El IRE es un indicador cuyo objetivo es facilitar información sobre la evolución del consumo eléctrico del conjunto de las grandes y medianas empresas, entendidas como aquellas que tienen una potencia contratada superior a 450 kilovatios. Las medidas se recogen en más de 23.400 puntos de alrededor de 13.900 empresas.

El consumo que representa el IRE supone en torno al 47% de la demanda eléctrica total, correspondiendo el resto de la demanda a consumidores residenciales y otros tipos de consumo.